Consejos para usar cortinas romanas en exteriores

Clásicas y versátiles, las cortinas romanas no son solo un elemento decorativo, sino que contribuyen enormemente a mejorar el confort del hogar, ya que ayudan a controlar la luz que ingresa y a mantener la privacidad en el interior. Y no sólo puedes usar nuestras cortinas Romanas Store para el interior de tu hogar, sino también para lugares expuestos.

A continuación, en Hunter Douglas te brindamos consejos para usar cortinas romanas en exteriores, pero primero...

Un poco de historia

Estas cortinas han existido durante siglos y se remontan a la época de la gran civilización romana. El polvo generado por la construcción del gran Coliseo hizo que los trabajadores residentes y los habitantes cercanos cubrieran sus ventanas con piezas de tela suave. 

Así es como nacieron las cortinas y persianas romanas. Aunque fue un comienzo humilde, a lo largo de los siglos, se convirtieron en una de las opciones más elegantes, eficientes y extremadamente populares de la historia.

Atributos de las cortinas romanas

Las cortinas romanas están hechas de una capa continua de tela, a diferencia de los otros tipos que tienen espacios entre las lamas individuales. De esa forma, brindan una protección eficaz contra el polvo, ya que no existen orificios por donde este pueda entrar al interior de la casa. 

Asimismo, gracias a esa característica, proporcionan un excelente control de la luz, aislamiento térmico y protección de la privacidad.

Además, estas cortinas son bastante ligeras y no ocupan mucho espacio. Esto las convierte en la opción ideal para todo tipo de formas y tamaños de ventanas, pues brindan cobertura incluso a espacios de difícil acceso como los tragaluces.

Por otro lado, el elegante minimalismo y la sofisticación atemporal de las cortinas romanas las convierten en una opción ideal para cualquier tipo de entorno interior o exterior. 

Puedes instalarlas en tu hogar o para acentuar el espacio de tu oficina. Independientemente del entorno, nunca se ven fuera de lugar y aportan una sobria sofisticación a la decoración.

Otra razón por la que las cortinas romanas son la opción preferida de la multitud es que aportan un alto grado de personalización. Desde la elección de la tela hasta el mecanismo operativo, todo es personalizable. 

Esto permite realizar cambios específicos según tus preferencias y requisitos, además, garantiza una mayor productividad para tu inversión.

Te puede interesar: ¿Qué considerar al elegir las cortinas o persianas para tu oficina?

¿Son las cortinas romanas adecuadas para uso en exteriores?

hombre y niño jugando

Las cortinas para exteriores se pueden instalar sobre las aberturas de un porche o pérgola. Se pueden subir y bajar según sea necesario para crear sombra y, según el tipo de tejido, también pueden bloquear los rayos UV.

Las cortinas romanas son lo suficientemente versátiles y duraderas para usarse en cualquier sección de la casa y los exteriores no son una excepción. 

Sin embargo, los cuidados para cortinas de ventanas al aire libre son un poco diferentes a los de interiores.

Por ello, para garantizar la eficiencia de tus cortinas romanas para ventanas externas. Estas son algunas de las cosas cruciales que debes considerar:

1. Mejor aislamiento térmico

Si usas cortinas romanas para uso en exteriores, estarán expuestas directamente al sol y durante más tiempo. Por lo tanto, deberás optar por tejidos o materiales que ofrezcan un aislamiento térmico superior. 

Para tal caso, las telas opacas o los materiales reflectantes del calor serán la opción ideal. Además, el tipo que elijas debe resistir las duras condiciones climáticas, como el sol deslumbrante, las lluvias y los fríos inviernos.

2. Limpieza regular

Dado que las cortinas romanas estarán expuestas a los elementos de la naturaleza, incluido el calor del sol, el polvo, la lluvia, etc., será mucho más fácil que estas se ensucien o manchen. 

Por lo tanto, deberás limpiarlas con regularidad para asegurarte de que siempre se vean elegantes y den un atractivo fascinante al aspecto de la casa.

3. Evita los colores oscuros

Como estarán expuestas a la luz solar directa durante períodos más prolongados, es posible que se desvanezcan o se decoloren. En consecuencia, tendrás que reemplazar la tela con más frecuencia en comparación con las cortinas de interior.

Por ello, es mejor si optas por tonos más claros como el blanco, amarillo pálido, rosa claro, etc. ¿Por qué? Pues como estos ya son colores muy claros, cualquier desvanecimiento o decoloración no será tan prominente ni notorio. 

Además, los colores claros tienden a reflejar mejor el calor para que la tela no absorba ni irradie tanta temperatura.

4. Instalación segura

Si las usaras para el exterior, debes asegurarte de que estén instaladas correctamente y firmemente aseguradas. No querrás que tus cortinas ondeen con el viento, pues esto puede dañarlas. Además, estéticamente, no se verá bien.

Te podría interesar: Las mejores cortinas de interiores para bloquear la luz

Cortinas Romanas Hunter Douglas

habitacion y cortinas

Las Cortinas Romanas Store Hunter Douglas ofrecen importantes ventajas de calidad sobre las cortinas store tradicionales, con finas terminaciones que no presentan costuras a la vista y una amplia variedad de telas.

Sus diversas colecciones ofrecen diferentes niveles de opacidad y texturas, que además permiten innovar en los espacios combinando con otras familias de producto como Cortinas Roller Quantum y Panel Glide.

Conocidas por la simplicidad de su diseño y su fácil manipulación, son especiales para espacios con ventanas pequeñas, ofreciendo un manejo confortable

Si estás buscando persianas o cortinas para tu casa o empresa, te invitamos a visitar nuestros productos y elegir cuál diseño se ajusta mejor a tus necesidades. No dudes en contactar con uno de nuestros asesores y te responderemos a la brevedad

 

 

NUBE DE ETIQUETAS:   cortinas roller quantum   cortinas romanas store   panel glide

dejar comentario Comentar

(*) obligatorio

*
*